VenezuelaVenezuela

3 posturas de yoga para tener un vientre plano

Los beneficios del yoga son múltiples, tanto para cuerpo, como para mente. Algunos son inesperados, como que puedas conciliar mejor el sueño, o que se acaben tus problemas de estreñimiento.

El yoga trabaja las funciones inconscientes de nuestro cuerpo como la circulación, la respiración y, por supuesto, la digestión.

Hay varios asanas que ayudan a tener un mejor tránsito intestinal y en consecuencia acabarán con las malas digestiones, la sensación de hinchazón y la retención de líquidos.

Si practicas estas posturas de yoga diez minutos al día lucirás un vientre plano.

Uttanasana. Para realizar la postura de la pinza parte de una posición de pie con las piernas juntas y los brazos hacia arriba. Realiza una flexión, acompañada de la respiración, hacia delante, llevando la cabeza a las rodillas y abrazando las piernas. Esta postura estimula los órganos internos con lo que favorece una correcta digestión.

Adho Mhuka Svanasana. La postura de perro boca abajo se inicia en cuadrupedia: espalda recta, las manos debajo de los hombros y las rodillas a la altura de las caderas. Tu soporte serán los dedos de los pies, ánclalos bien. Haz lo mismo con tus manos. Con una respiración profunda levanta las rodillas y sube la cadera. Si puedes deja tus talones en el suelo.

Trikonasana. Para realizar la postura del triángulo ponte de pie, coloca tu espalda perfectamente estirada. Da un amplio paso lateral, que la parte interior de los muslos esté estirada, que hay un poco de tensión. Rota el pie derecho hacia la derecha, y el izquierdo ligeramente a la izquierda.

Eleva y pon en cruz los brazos. Respira profundamente e inclínate hacia la derecha. Baja todo lo que puedas. Si no alcanzas con la mano el suelo apóyate en la parte interna de la pierna, lo más cerca posible del tobillo. Mira hacia arriba.

Tags